El artista que soy está guardado

October 13, 2016

Cortesía Diario El Peruano

Creador de las bandas Autocontrol y Verttigo busca volver a los escenarios. Sigue empeñado en mezclar su estilo con corrientes urbanas y latinas.
Arturo Barrientos, el artista, quiere dejar por un momento descansar a Arturo Barrientos, el productor, para mostrarse sobre un escenario, y para ello ha plegado a su hijo a Verttigo, el proyecto musical que creó en Nueva Jersey, donde reside bastante tiempo. Hablamos con él sobre este punto de su carrera, pero también sobre sus inicios en la publicidad y su labor en el célebre grupo de rock de los años 80, Autocontrol.
9/10/2016

Fidel Gutiérrez fgutierrez@editoraperu.com.pe
–¿Cuánto tiempo llevas en Estados Unidos?

–…32 años

–¿Y qué te llevó a radicar allá?–El hambre de joven de querer siempre más. Eran los comienzos de los años 80 y veía a Estados Unidos como La Meca de la música y del rock. Se me presentó la oportunidad de viajar a Nueva York y me fui de vacaciones. Me gustó tanto que cuando regresé, me llevé a la familia para buscar nuevos horizontes. 

–¿Se agotaron tus horizontes en Lima?–Llevaba cuatro años trabajando como director de un estudio de grabación. Hacía música para comerciales: Cristal, Sal de Andrews; pero quería ideas frescas. En ese tiempo no había internet, así que había que ir a buscarlas, estudiar. Mi idea fue ir a Berklee, pero quien me iba a recibir en Boston dijo que ya no podría hacerlo, así que me quedé en Nueva York. Allí tomé cursos de música, producción, canto y guitarra e hice mi carrera.

–¿Empezaste con el grupo Autocontrol en Lima o en Nueva York?–La idea fue mía. Llegué allá con mi bolsa de canciones. Quería armar un grupo o ser solista. Tenía músicos y ensayábamos. Un día me encontré con Jorge Baglietto, cuando ambos trabajábamos en las Naciones Unidas, y le mostré lo que quería hacer. Así se incoporó al grupo. Yo ya tenía el nombre, incluso. Le gustaron los ‘demos’ que tenía, entre ellos los de las canciones ‘Por tu amor’ y ‘Fantasy’.

–¿Siempre has podido vivir de la música en Estados Unidos?–Sí, a partir de 1992, cuando renuncie a la ONU. Me convertí en un productor de música latina en Nueva York, pero la parte del artista se quedó allí y ahora nace nuevamente. Como productor he ganado el Emmy, he estado en la Casa Blanca y en el Congreso peruano, pero siempre ha estado postergado Arturo Barrientos como artista. Ahora nos estamos reinventando con este proyecto, al lado de mi hijo.

–¿Te resultó fácil lograr ese estatus?–Me tomó dos años tomar esta decisión. Pasar de tener un trabajo estable, con buen sueldo, a tener un trabajo independiente, no es fácil. Me tomó tiempo decidir, viendo primero si tendría clientes como independiente. En 1992, cuando decidí renunciar, sí los tenía. No es que me haya quedado en el aire. Pude seguir en la música, que es lo que me gusta, y en un medio en el que no es fácil entrar.

–Tampoco es fácil tener nominaciones a los Emmy y ese tipo de distinciones. ¿Cómo llegas a ellas?–El mundo latino en Nueva York estaba virgen. Lo que hice fue explotar eso. Había un nicho y había dos radios FM. Fui el primero en vestir una, creándole jingles e identificaciones. Me hice un nombre con eso. Llegue al Emmy porque Univisión quiso hacer un jingle para el aniversario del Canal 41, con Fania All Stars. Hice la composición con ellos y gané ese premio.

–Pero ahora quieres hacer algo propio.–Sí. Es que el artista que soy está guardado. Siempre ha estado el sueño de subir a un escenario y hacer mi música. De vez en cuando he venido de gira con Verttigo, que empezó hace diez años más rock y pop, pero los gustos han cambiado. Lo de ahora no es el rock de los años 80 y se ha adaptado al momento, en función de la influencia de mi hijo Paul.

–¿Desde cuando haces música con él?–En casa siempre hicimos cosas juntos, pero sin una perspectiva profesional o para hacer un proyecto, pero el año pasado, cuando en mi cuarto estaba yo tocando con la guitarra la canción ‘Hello’, de Adele, él entró y empezó a rapear encima, y me sonó interesante. Allí empezó el interés de querer hacer algo juntos, con la influencia de ese sonido urbano y hip hop que el cultiva, y yo con mi influencia ochentera, de rock y pop. 

–Salvo casos puntuales, no es muy común eso de que en el hip hop canten hijos con sus padres juntos–Es que con él compartimos el mismo trabajo: producir comerciales y contenidos audiovisuales. Nos divertimos con las dos cosas.

“Soy demócrata y voté por el actual Gobierno de EE. UU., pero no espero que me resuelva los problemas”.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Featured Posts

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Recent Posts
Please reload

Archive
Please reload

Search By Tags

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square